Informes “científicos” pagados por la industria del gas

El profesor Charles Chip Groat de la Universidad de Texas es el equivalente americano del profesor de la Universidad de Burgos Enrique Aracil Ávila. Las compañías interesadas en la obtención de gas pizarra mediante fractura hidráulica les pagan para que defiendan su industria con estudios “científicos”, Jornadas “informativas” y lo que haga falta.

Charles Chip Groat es profesor y director adjunto del Instituto de la Energía en la Universidad de Texas y es el principal autor de un informe “científico” favorable a la técnica de la fractura hidráulica que fue presentado en Estados Unidos en el pasado mes de febrero.

En el informe presentado el pasado mes de febrero en la conferencia anual de la “Asociación americana para el progreso de la ciencia” (AAAS), El señor Groat explicaba que no había encontrado ningún indicio directo de que el “fracking” fuera responsable de la contaminación de corrientes de agua subterráneas.

Afirmó también que sus trabajos de investigación habían permitido concluir que numerosos casos de contaminación eran resultado de errores en el tratamiento de las aguas utilizadas en la superficie procedentes de la perforación pero no del “fracking”.

El señor Groat aseguró ante la prensa que su Universidad había rehusado todo tipo de financiación por parte de la industria.

SIN EMBARGO RESULTA QUE ESTE SEÑOR ES UN ASALARIADO DE UN GRUPO ENERGÉTICO INTERESADO EN EL FRACKING

Así acaba de revelarlo una investigación llevada a cabo por una asociación con fines no lucrativos denominada “Public Accountability Initiative” (PAI). Según esta investigación, este aparentemente inofensivo profesor:

a) Fue miembro durante varios años del Consejo de Administración del grupo energético tejano “Plains Exploration and Production Company”.

b) Recibió durante el año 2011 más de 400.000 dólares de este grupo industrial.

c) Tiene una participación de 1,6 millones de dólares en el capital de dicha sociedad.

Ante el escándalo creado por estas revelaciones, la Universidad de Texas ha anunciado que ha abierto una investigación.

Creemos que la Universidad de Burgos debería hacer lo mismo en relación con los organizadores de la Jornada Informativa que tuvo lugar el pasado 22 de junio en el salón de actos de la Escuela Politécnica Superior.

Información obtenida en la web de agoravox y en Scientific American

Anuncios
Esta entrada fue publicada en noticias, UBU. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s